GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO

Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA



SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger

La santa misa


La Biblia enseña que el Santo Sacrificio de la Misa es el Holocausto eterno ordenado por Dios, instituído por Cristo, el Jueves Santo. Es el mismo Sacrificio del Calvario, que será ofrecido diariamente en la tierra y en el cielo por toda la eternidad. Es de un valor infinito, el tesoro más grande que posee la humanidad, y será lo primero que trate de destruir el Anticristo.

Juan 6: 
6:53 Y Jesús les dijo: De cierto, de cierto os digo: Si no comiereis la carne del Hijo del hombre, y bebiereis su sangre, no tendréis vida en vosotros..

6:54 El que come mi carne y bebe mi sangre, tiene vida eterna: y yo le resucitaré en el día postrero. 

6:55 Porque mi carne es verdadera comida, y mi sangre es verdadera bebida. 

6:56 El que come mi carne y bebe mi sangre, en mí permanece, y yo en él. 

Despues del Concilio de Trento, el Papa St. Pio V autorizó la publicación del Catecismo Romano y explicó su enseñanza a los pastores de la Iglesia:

EL SANTO SACRIFICIO DE LA MISA LO INSTITUYÓ CRISTO

Lucas 22:19-20: 
Tomando Jesús el pan, dio gracias, lo partió, y se lo dio, diciendo: Este es mi cuerpo, que es entregado por vosotros; haced esto en memoria mía. Asimismo el cáliz, después de haber cenado, diciendo: Este cáliz es la nueva alianza en mi sangre, que es derramada por vosotros.

Es la Nueva Alianza:
 La Sangre del Cordero de Dios, que estaba prefigurado en el Antiguo Testamento por los corderos naturales.

Juan 6: Yo soy el pan de vida... Yo soy el pan vivo bajado del cielo, y el pan que yo os  daré es mi propia carne, vida del mundo... si no coméis la carne del Hijo del Hombre y no bebéis su sangre, no tendréis vida en vosotros. El que come mi carne y bebe mi sangre tiene la vida eterna. Y así sigue repitiendo siete veces en Juan 6:48-58.

Jesús es el pan nuestro de cada día, le pedimos que nos lo dé hoy, como el mismo Jesús nos lo enseñó a pedir al Padre. Hoy y cada día se nos ofrece en el Santo Sacrificio de la Misa... 


LA SANTA MISA ES "EL MISMO" SACRIFICIO DEL CALVARIO

Es el Gran milagro del Tiempo y del Espacio!:
No es que se repita o se recuerde lo que ocurrió en el Calvario, sino que es el gran milagro del tiempo y del Espacio, es exactamente el mismo Sacrificio del Calvario, como si uno estuviera el primer Viernes Santo en el Calvario junto a la Virgen María y Juan y la Magdalena y los soldados...

El Salmo 22.... y la Santa Misa: Calvario y Resurrección:

 - La primera parte del Salmo 22 es el Calvario: 13 profecías que se cumplieron a la letra en Jesús en el Calvario.     
- Pero en el verso 23, de repente, el crucificado aparece vivo, resucitado, dando testimonio en medio de la asamblea (versos 23 a 32). 


TESORO MAS GRANDE QUE POSEE LA HUMANIDAD: 

La Santa Misa, acabamos de decir, que es el mismo Sacrificio del Calvario, es Cristo derramando su Sangre por nosotros, y por lo tanto es de un valor "infinito".

 La Santa Misa es el tesoro más grande que posee la humanidad, es el sol de la cristiandad, es el centro y compendio de todo lo bueno y maravilloso que se puede encontrar en la única Iglesia que fundó Cristo.

 Con una sola Santa Misa se da más alabanza a Dios que todos los santos y los ángeles juntos alabando a Dios por toda una eternidad... porque las alabanzas de todos ellos juntas, por muchas que sean, siempre serán finitas, limitadas, y la Sangre de Jesús tiene un valor infinito, sin límite.  

Valor de adoración y acción de gracias:  
Por lo mismo dicho antes, una sola Misa tiene más valor de adoración y de acción de gracias a Dios que todos los hombres y mujeres de la tierra adorando y dando gracias a Dios por veinte años seguidos.

 Valor de Sanacion: 
Una sola Misa tiene más valor de sanación que  todas las oraciones juntas.  porque el valor de sanación de una sola Misa tiene un valor "infinito", es la mismísima Sangre de Jesús ofrecida al Padre con el poder del Espíritu Santo. 

Una sola Misa tiene muchísimo mas valor que todas las penitencias de todos los anacoretas juntos haciendo ayunos y sacrificios en el desierto durante toda su vida... 

 ¡Esto es la Santa Misa! Algo grandioso, maravilloso, no existen palabras en el diccionario humano para poder expresar su sublime grandiosidad. Podría tener todavía mas frutos, si la viviéramos con más amor:  
Además de ser el Sacrificio del Calvario, en ella se celebra también la Resurrección del Señor, y la liturgia y ritos son maravillosos. 
Tiene la Palabra de Dios, oraciones de alabanza, de acción de gracias, de arrepentimiento, de sanación, por los vivos y los muertos... es algo maravillosamente divino y sustancioso.     

San Ignacio de Loyola se preparaba por 3 horas para la santa Misa, y otras 3 horas para dar gracias después de la  Santa  Misa... y todas esas horas gozando y llorando. 

Hoy día se celebran 500,000 Santas Misas diarias en el mundo.
Lo primero que hará el Anticristo cuando venga será abolir el Sacrificio Perpetuo, la Santa Misa... eso es lo que dice Daniel. 

Hoy Jesús nos espera, hecho pan y vino... nos espera a diario... quiere ser el pan nuestro de cada día... nos espera!... es el exceso de amor de Dios... 

Si, Dios está locamente enamorado de usted! (1 Cor.1:25). 

Vayamos a recibirlo cada día... con mucho amor... con mucho respeto y devoción... participando activamernte en la celebración de la Santa Misa... Es Dios!... es la locura de Dios más sabia que todos los hombres (1Cor.1:25). 

“ Si el mundo os aborrece, sabed que a mí me aborreció antes que a vosotros. Si fuerais del mundo, el mundo amaría lo que es suyo; mas porque no sois del mundo, antes yo os elegí del mundo, por eso os aborrece el mundo. Acordaos de la palabra que yo os he dicho: No es el siervo mayor que su señor. Si a mí me han perseguido, también a vosotros os perseguirán; si han guardado mi palabra, también guardarán la vuestra. Mas todo esto os harán por causa de mi nombre, porque no conocen al que me ha enviado. Si yo no hubiera venido, ni les hubiera hablado, no tendrían pecado, mas ahora no tienen excusa de su pecado. El que me aborrece a mi, también a mi Padre aborrece. Si yo no hubiese hecho entre ellos obras cuales ningún otro hombre ha hecho, no tendrían pecado; mas ahora, las han visto, y me aborrecen a mí y a mi Padre. Pero cuando viniere el Paráclito, el cual yo os enviaré del Padre, el Espíritu de la Verdad, el cual procede del Padre, él dará testimonio de mí. Y vosotros daréis testimonio, porque estáis conmigo desde el principio.” 

Queridísimo Espíritu Santo, sin Ti nada soy y no puedo dar frutos eternos. Por esto dulce Señor, Te invito para que vengas con Tú Divina Voluntad y arrojes fuera de mí, mi propia voluntad, para que en mis pensamientos, palabras, oraciones, trabajos, alegrías y sufrimientos Tú hagas Tú Divina Voluntad como Tú lo desees, para dar frutos eternos y todo para la Gloria de Dios Nuestro Padre, Hoy te pido Padre Celestial que permita que pueda recibirte diariamente, aun indigna de hacerlo, y como la mas miserable de todas las criaturas dame la gracia de ser una victima reparadora por todos los ultrajes con tu eres ofendido en el Santisimo Sacramento cuando te reciben en la mano, y cuando comulgan en pecado mortal. Amén. 

 MANDY
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
TRANSLATE


EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified